• El Atlético de Madrid ensaya estilo ofensivo dando importancia a los pases con Griezmann y Kalinic en la punta de ataque.

El Atlético de Madrid ha vuelto a entrenarse esta mañana en la Ciudad Deportiva de Majadahonda por última vez antes de medirse mañana al Leganés, en Butarque (13:00 horas). Simeone no ha podido contar con Godín, Koke y Diego Costa, que tampoco se ejercitaron ayer y serán baja en el partido. Sí estuvo el resto de la plantilla, que contó con los canteranos Dos Santos, Joaquín, Camello y Borja Garcés, de nuevo en una sesión de entrenamiento con el primer equipo.

Simeone dividió el equipo en dos, con Filipe Luis, Rodrigo, Juanfran, Thomas, Saúl, Kalinic, Lemar, Savic y Vitolo en un grupo y Arias, Giménez, Lucas, Gelson, Griezmann, Correa, Camello, Joaquín y Garcés en otro. Realizaron ejercicios de circulación de balón y pase para posteriormente trabajar de nuevo en un mismo grupo para practicar de nuevo lo mismo. El cuerpo técnico quiere mejorar en esa faceta que poco a poco se está convirtiendo también en seña del equipo, pues ya no sólo valen los pelotazos arriba ni los balones largos y quieren cambiar esa forma de juego.

Hubo ensayo del once y el argentino parece que opta por algo ofensivo con Griezmann y Kalinic arriba, para sustituir la baja de Costa con Correa o Gelson entrando por banda derecha y Lemar por la izquierda. Podría haber una nueva oportunidad para el portugués que trabajó con ganas en el encuentro ante el Sant Andreu. En defensa estarán Filipe Luis, Savic y Lucas, además de Arias en el lateral derecho que parece estar ganándole la posición a Juanfran. En el centro del campo estarían Saúl y Rodrigo.