El uruguayo Diego Godín pasó por zona mixta al concluir el encuentro entre Atlético de Madrid y Levante.

Diego Godín compareció ante los medios de comunicación tras la victoria por 3-0 ante el Levante en el Metropolitano, en el que fue el primer Día del Niño celebrado en el nuevo feudo del Atlético de Madrid. El defensor uruguayo analizó la victoria y repasó la actualidad del conjunto rojiblanco tras un encuentro en el que el rival apenas pudo generar ocasiones en la portería del Atlético de Madrid, gracias al trabajo de Savic y Godín.

Quedan pocos partidos para finalizar la temporada y Godín tiene claro el objetivo del equipo: “Nuestra aspiración sigue siendo quedar lo más arriba posible. Intentaremos afianzar esa segunda plaza”, en una temporada que no empezó de la mejor manera: “Todas las temporadas son diferentes y tienen su dificultad. En esta no podía fichar el club, quedó fuera de la Champions muy pronto, y hoy el equipo está segundo en Liga, con buenas sensaciones, rotando y jugando todos los futbolistas, estamos en unas semifinales de Europa League… Esto es meritorio. Si no fuera por el vestuario, hubiese sido muy difícil sobreponerse”, opinó Diego Godín.

En cuanto al trabajo defensivo del equipo, Godín analizó: “Ha sido una de las grandes virtudes del equipo. Cuando nos llegan, que nos llegan, tenemos a uno de los mejores porteros del mundo… si no el mejor. La defensa nos da partidos y puntos”. Mientras que sobre el Metropolitano, que hoy tuvo un ambiente espectacular, opinó que “nos hacemos fuertes en casa. Fue otra de las dificultades, haber cambiado de estadio. Al principio costó, como a la gente. Con el calor de la afición siempre es más fácil. Pudimos superar todos esos cambios”, confesó.

Con la victoria de hoy el Atlético de Madrid asegura su puesto en la UEFA Champions League la temporada que viene: “Antes del Cholo se habían conseguido ocho participaciones europeas, ahora van seis consecutivas. Esto es un éxito tremendo que habla del gran crecimiento del club y del gran momento que vive el equipo como grupo, con los entrenadores y la entidad”.

El día de hoy tuvo un nombre propio, que es el de Fernando Torres. El delantero rojiblanco jugó por primera vez en casa tras anunciar su salida del Atlético a final de temporada. Marcó, entró en la historia de los goleadores rojiblancos al batir nuevos records e hizo disfrutar a los niños que hoy celebraban su día: “Me alegro muchísimo porque sé que él está disfrutando al máximo cada minuto del Atlético, de cada entrenamiento o partido. Es un gran compañero. A todos nos da esa sensación de nostalgia, pero es inevitable, así es el fútbol. Siempre tiene que ser alegría y con la mejor sensación posible como Fernando”, declaró Diego Godín.

Por último, también tuvo palabras para Griezmann, que hizo el segundo gol y protagonizó la polémica del partido con un posible penalti sobre el francés que no pitó Gil Manzano, que además, le mostró la amarilla por protestar: “Contento por Antoine, porque volvió a marcar. Del penalti todos tendrán su opinión. Dentro del campo sí me pareció. Pero por la velocidad del juego a veces no hace falta ni tocar a un jugador, a veces por querer recortar te desestabilizas, por eso la amarilla me parece excesiva”, concluyó.