El conjunto madrileño vuelve a cosechar un resultado insuficiente a pesar de tener más oportunidades que el rival.

Volvía Movistar Inter a disputar un partido de Liga tras la decepcionante actuación del equipo en la Copa de España, donde fue apeado en semifinales por ElPozo Murcia (1-5). Los madrileños, que están viviendo una temporada complicada, llegaban al choque con la intención de ganar a domicilio ante un equipo como Industrias Santa Coloma, que es capaz de lo mejor y lo peor. Para ello, recuperaban a Jesús Herrero y Jesús Velasco, que recibieron una sanción de tres partidos tras ser expulsados en Son Moix ante Palma Futsal.

Los primeros instantes del choque sirvieron para que ambos conjuntos se tantearan. Los locales fueron quienes avisaron primero con un disparo al palo tras un error en la salida de balón de Ricardinho, pero precisamente era el astro portugués el que en la jugada siguiente mandaba un balón a la madera de la portería rival en una jugada a balón parado.

A medida que pasaban los minutos, Movistar Inter fue haciéndose con el control del partido mediante el dominio del balón y de las ocasiones. Fue Miquel Feixas, portero de Industrias Santa Coloma, quien privó a los de Jesús Velasco del gol en esta etapa del partido. Fruto del dominio interista, Óscar Redondo se vio obligado a pedir un tiempo muerto para reorganizar a su equipo y tratar de poner en más problemas a Movistar Inter, que se encontraba muy cómodo sobre la pista. Tras esa pausa, los locales consiguieron poner en aprietos a los visitantes, sobre todo mediante Pol Pacheco, que generó una serie de situaciones de peligro para los suyos.

A pesar de esto, fue Movistar Inter quien se adelantó en el marcador gracias a un gol de Pola. El gallego consiguió el tanto para su equipo después de una gran jugada por banda de Gadeia, que se la servía en bandeja a su compañero en el segundo palo para poner el 0-1 con el que se llegaba al descanso.

La segunda parte comenzó de manera muy opuesta, ya que era el conjunto local quien igualaba la contienda nada más empezar tras un despiste en defensa que permitía a Uri Santos robar el balón, driblar a dos defensores y asistir a Albert Cardona, que batió a Jesús Herrero por bajo. De esta manera, Movistar Inter tiraba por la borda todo el trabajo de los primeros veinte minutos.

Tras el revés, el equipo madrileño pasó por momentos de dificultad ya que los locales adelantaron la presión y comenzaron a jugar con mucha más confianza. Fruto de ello, los de Óscar Redondo generaron ocasiones de calidad como la de Ximbinha, que realizó una chilena desde fuera del área obligando a Jesús Herrero a estirarse para evitar el gol.

Tras unos minutos de superioridad por parte de los locales, el encuentro volvió a una tónica igualada, donde ambos conjuntos trataban de no cometer errores. A pesar de ello, era Pola quien volvía a anotar aprovechando un fallo en la salida de Industrias. Acto seguido, Maico volvía a empatar el partido con un disparo muy potente desde la frontal que se coló por el palo izquierdo de Jesús Herrero. Todo esto justo antes de llegar al ecuador de la segunda mitad.

A partir de entonces, aumentó la intensidad por parte de ambos y fue ahí donde Movistar Inter supo aprovechar su momento. Tras varios acercamientos con peligro a la portería rival, era Humberto el que ponía por delante a su equipo con un gol tras una jugada personal que culminó con un buen disparo desde la frontal ante el que nada pudo hacer Feixas.

Lucía de esta manera el 2-3 en el luminoso y parecía que llegaba el momento de finiquitar el partido para Movistar Inter, ya que el equipo de Jesús Velasco comenzó a disfrutar de largas posesiones que desgastaban a un rival con prisas ante lo ajustado que estaba el partido.

A falta de cuatro minutos para el final, Óscar Redondo introdujo a Ximbinha como portero-jugador, y el equipo colomense consiguió forzar la sexta falta de los interistas al aumentar el ritmo de la circulación del balón. El encargado de lanzar el doble penalti fue Thalles, que batió a Jesús Herrero con un disparo formidable que se coló por la escuadra.

El giro de los acontecimientos hizo que Jesús Velasco pidiese tiempo muerto para organizar el juego de cinco de su equipo, ya que saltó a la pista Rafael como portero-jugador a falta de tres minutos ante la necesidad imperiosa de conseguir los tres puntos.

Tras varios ataques sin peligro, Movistar Inter comenzó a forzar la máquina y a punto estuvo de conseguir el premio del gol por medio de Pola, que remató un balón en el segundo palo con todo a favor que consiguió sacar Feixas en la línea de gol. También la tuvo Gadeia en la última jugada del partido, pero el brasileño estrelló su remate de volea en el travesaño.

Finalizaba de esta manera el encuentro con un empate que no sirve de nada al conjunto madrileño ya que seguirá al menos una jornada más como cuarto clasificado de la tabla al no aprovechar el tropiezo de CA Osasuna Magna, que empató ante Fútbol Emotion Zaragoza (4-4).

Dejar respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here